Los errores más comunes en Marketing Digital

El crecimiento del marketing digital y la necesidad en aumento de estar presentes en Internet nos hacen encontrar, en muchos casos, con errores que pueden poner en riesgo la reputación de una marca en Internet. Hay tanta información disponible, pero también muchas visiones diferentes sobre qué conviene hacer para potenciar un negocio online.

 

Hoy venimos a ofrecerte un gran consejo: te detallaremos a continuación una serie de errores muy comunes que cometen las marcas en Internet para que puedas evitar caer en ellos y estar un paso adelante al momento de trabajar en tu presencia online.

 

Querer estar en redes sociales a toda costa: es muy común que lo primero que una marca quiera hacer al comenzar sus primeros pasos en Internet es tener sus propios perfiles en redes porque “es donde está la gente hoy”. Además, armar un perfil es totalmente gratuito y casi todos sabemos usar las redes (pero no te olvides que el uso personal y profesional son TOTALMENTE distintos). El concepto de que tener un perfil en redes para tu marca es importante es correcto, pero ojo, porque no todas las redes son correctas para todos los tipos de negocios. Incluso hay negocios que quizá ni siquiera encuentren beneficios al montar un perfil en ciertas redes sociales, y terminen tirando tiempo y trabajo a la basura.

Tomar las redes sociales a la ligera: son un espacio informal, es cierto, pero no por esto una marca debe lanzarse a las redes sin una estrategia previamente estudiada, un mensaje cuidado, un tono correcto para llegar a sus seguidores y un excelente manejo de las comunidades que se formen alrededor de su marca.

Resultado de imagen para errores en redes sociales

 

Desarrollar contenidos solamente de marca: por supuesto que el objetivo principal de estar en Internet es potenciar las ventas de un producto/servicio, pero generar sólo material alrededor de tu marca puede costarte una gran pérdida de seguidores. La gente quiere divertirse y/o encontrar contenido interesante en tus redes o en tu sitio web: si haces caso a esto, muy probablemente seas elegido por sobre tus competidores.

No conocer a tu audiencia: este es un error gravísimo porque, si no sabes bien a quién apuntas, todos tus mensajes pueden ser incorrectos y, tu contenido, una total pérdida de tiempo. Conocer a tus potenciales clientes te permite generar una estrategia alrededor de ellos y sus intereses, lo que garantiza una mayor efectividad en cuanto a tus resultados de engagement. Como ya hemos visto en numerosos casos de estudio, engagement y ventas son íntimos amigos, por lo que el eje de tu estrategia digital debe estar puesto en tu público y en generar mensajes pensados para ellos.

No setear objetivos: podés invertir muchísimo dinero en publicidad en Google Ads, redes sociales, incluso en tener un sitio web maravilloso, pero ¿para qué lo haces?. Antes de partir con cualquier acción (online u offline) debés primero definir qué estás buscando conseguir con ellas. Esta será la única manera de forjar planes de acción a futuro basados en la eficiencia, y te permitirá decidir dónde aunar tus esfuerzos. La estrategia es lo más importante.

Hacer pauta en Google Ads vos mismo: las plataformas de anuncios de las redes sociales son bastante intuitivas y permiten que alguien con moderados conocimientos pueda realizar su propia publicidad. Con Google Ads no pasa lo mismo: una campaña hecha por alguien que no se formó en la plataforma puede causarte una enorme pérdida de dinero. Desaconsejamos que intentes hacer tu propia campaña en este medio, ya que te quedará un sabor amargo cuando en realidad es un excelente aliado si es usado correctamente.

No tener un sitio web: así sea sencillo, con pocas secciones, o realizado sobre alguno de los intuitivos constructores de sitios que hoy existen en el mercado, tenés que tener un sitio web. Es la base de la presencia digital, donde tus visitantes podrán conocerte mejor y donde podrás explayarte sobre qué te hace distinto a tus competidores.

 

Si tenés dudas acerca de cómo iniciar tu negocio en Internet o sobre cómo hacerlo crecer, ¡esperamos tu contacto!